SATSE considera insuficiente el presupuesto sanitario de la Junta de Andalucía para 2012

26 octubre 2011

El Comité Ejecutivo del Sindicato de Enfermería en Andalucía considera que el presupuesto aprobado por el Consejo de Gobierno para Salud es insuficiente al mantener los recortes de 2011. Además, reclama de forma inmediata la reapertura de las camas cerradas y la renovación de los eventuales de Enfermería.

El Comité Ejecutivo del Sindicato de Enfermería (SATSE) de Andalucía, reunido el pasado 25 de ocrtubre en Córdoba, ha exigido a la Junta de Andalucía un compromiso firme con el modelo de Sanidad pública dotando a Salud con un presupuesto adecuado  que garantice el mantenimiento del empleo y la calidad del servicio que se ofrece al ciudadano. Además, SATSE reclama que, como primer paso, se proceda de forma inmediata a la reapertura de los servicios que se mantienen cerrados desde el verano y la renovación de los profesionales eventuales.

En este sentido, el Sindicato de Enfermería, actualmente el mayoritario en el SAS, exige la reapertura de las más de 900 camas, un 6 por ciento del total de las que cuenta el SAS, que se encuentran actualmente cerradas en los distintos centros hospitalarios andaluces en lo que el Comité Ejecutivo considera que se trata de recortes encubiertos. De igual forma, demanda la renovación, con contratos de larga duración, de los más de 970 eventuales estructurales de Enfermería a los que vencen sus contratos entre el 31 de octubre de 2011 y hasta el primer trimestre de 2012.

Presupuesto deficitario
De otro lado, el Sindicato de Enfermería considera que el compromiso con la Sanidad pública debería plasmarse en los próximos presupuestos andaluces. Por eso, la organización sindical lamenta que el Gobierno Andaluz haya optado por destinar para Salud una cifra similar a la de 2011, en concreto 9.393 millones de euros para el ejercicio 2012, manteniendo los recortes en esta materia ya que, recuerda, este presupuesto cuenta con 400 millones menos que en 2010.

Con estos presupuestos, SATSE advierte que no harán más que mermar un servicio fundamental que ya durante el último año se ha encontrado bajo mínimos, en especial en materia de personal, incrementando la sobrecarga laboral de los profesionales y las dificultades para garantizar la asistencia y la seguridad en la asistencia al ciudadano.

Para SATSE, la Sanidad es un servicio público esencial que debe estar alejado del debate político. Por eso, de no adoptarse las medidas oportunas, el Comité Ejecutivo Autonómico ha mostrado su disposición a la convocatoria de movilizaciones generalizadas en todo el SAS en defensa tanto del empleo como de la calidad del servicio público de Salud.

A juicio del Sindicato de Enfermería es necesario que los usuarios conozcan que los recortes que se están llevando a cabo en Sanidad repercuten gravemente en la asistencia sanitaria que, como ciudadanos, reciben. Por este motivo, advierte para finalizar que no dudarán en la celebración de todo tipo de actos de protestas durante los próximos meses.